Copy
Ver en el navegador
Por Axel Marazzi

1. Mare of Easttown

No recuerdo hace cuánto tiempo que no me enganchaba tanto con una serie como me pasó con Mare of Easttown. De hecho, hace años que literalmente no gritaba y me tensionaba tanto como con algunas de las escenas de esta serie que, sin dudas, es de las mejores que se lanzaron este año.

Mare of Easttown sigue una línea clara: la de Sharp Objects y Big Little Lies. La nueva serie de HBO es protagonizada por Kate Winslet, quien interpreta a una detective que investiga la muerte de una chica en una de esas ciudades perdidas, oscuras y aburridas de Estados Unidos.

Resumiendo, el show es sobre eso, pero la historia, profundamente triste, contada y actuada de una manera magistral, hace que no podamos dejar de verla y, como toda obra de misterio, se va poniendo cada vez más interesante e intensa a medida que se acerca el desenlace.

Son siete capítulos –que terminé en dos días porque está hecha para consumir en plan maratón– y es de lo mejor que vas a ver. Si te gustan este tipo de shows, tenés por delante un muy buen plan.

2. ¿Quieres hacer el favor de callarte, por favor?, de Raymond Carver

Si lees observando hace tiempo sabes que no soy de leer cuentos. Cada tanto me cruzo con uno que me llama la atención, pero no es algo que consuma habitualmente. El motivo, aunque ilógico, es que me gustan los personajes más desarrollados, que cuentan historias más extensas y donde se puede saber mucho de lo que piensan y cómo llegaron hasta ahí.

Esta semana no sé por qué me dieron ganas de leer algunos, pero como soy un profundo ignorante del mundo de los cuentos le pedí a un gran amigo que me recomendara sus favoritos. Me listó varios que probablemente vaya leyendo y comentando a lo largo de las diferentes ediciones de observando y el que más me llamó la atención, no por su historia sino por su título, fue Will You Please Be Quiet, Please? (en español editado por Anagrama con el título ¿Quieres hacer el favor de callarte, por favor?), del estadounidense Raymond Carver.

Si bien no me voló la cabeza, me pareció un relato interesante y profundo. En él se cuenta la historia de Ralph y Marian, dos jóvenes que se conocieron en la universidad mientras estudiaban, crecieron juntos y formaron una familia y cómo Ralph se obsesiona con que Marian le cuente sobre una vez en el que él considera que le fue infiel. Cuando Marian finalmente confiesa esa infidelidad Ralph se va de la casa y pasa la noche en la calle entre bares y mercados comprando alcohol, jugando al póker y replanteándose su vida.

Me pareció interesante como Carver plantea, en pocas páginas, temas que nos atraviesan a todos y preguntas que podrían cambiarlo todo para siempre: ¿Podemos perdonar una infidelidad? ¿Podemos seguir enamorados de alguien que veíamos diferente y quien, ante nuestros ojos, es otra persona? ¿Hay cosas que son mejor callarlas para no lastimar a quienes amamos? ¿Puede alguien ser la persona que nos ancle a nuestra paz y cordura y perder a esa persona nos haga volver a esa depresión superada?

Creo que voy a tener que ponerme a leer más cuentos.

Colaborá con observando

Si te gusta lo que hago, podés colaborar con observando suscribiéndote con tarjeta de crédito, con tarjeta de débito o, si estás fuera de Argentina, a través de Patreon o PayPal. Vas a estar ayudándome mucho.

3. Feelings, de Manjit Thapp

Manjit That es una ilustradora de Reino Unido que no conocía hasta que Maca, que es mi ventana al mundo de la ilustración, me dio su libro diciéndome que debía leerlo. Feelings cuenta los sentimientos de la autora a través de las diferentes estaciones del año.

Del precioso calor de la primera parte del verano y cómo los días están llenos de planes al aire libre y amistades hasta la llegada del invierno y esa introspección que nos lleva, muchas veces, a ponernos tristes, a vivir con melancolía, a caminar más lento.

Un libro con un arte único que, como la autora, te hace atravesar momentos muy tristes de reconocimiento en sus propios sentimientos, pero que nos da la mano para poder salir de ahí con ella y la llegada, otra vez, del otoño, el recambio de piel y la primavera, cuando volvemos a sentir ese calor y cómo salir de casa y mostrarnos al mundo se va haciendo más fácil.

Siempre que leo y veo un libro de ilustraciones me pasa igual, pero siento que Feelings es de los más lindos con los que me topé en mi vida. No solo porque la cabeza y mano de Manjitt es profunda y reveladora, sino porque nos permite darnos cuenta que no estamos solos en esa tristeza, que todos tienen momentos de nostalgia, retraimiento y soledad pero que, también, todos tenemos la posibilidad de salir adelante y encontrarnos otra vez que nuestra mejor parte.

4. Say Hey

Un corto al que llegué por Pantano, el newsletter de Mili, que me pareció precioso. Se llama Say Hey, dura menos de diez minutos y en él se puede ver a un joven que solo está intentando hablar con alguien conocido y cómo ese simple hecho de poder decir, sacar lo que tenés adentro, puede ayudar tanto.

Lo escribió y dirigió Ben Altarescu y lo actuó Drew Lewis. Corto, pero profundo y precioso y que intenta reflejar que, por mayor hiper conexión que tengamos en la actualidad, muchas veces encontrar alguien que nos escuche y le interese sinceramente lo que nos pasa es increíblemente complicado.

QUOTE

"El caos no es un pozo. El caos es una escalera".

— Lord Baelish, Game of Thrones

Compartir

Otros enlaces

  1. Anthony Bourdain siempre va a tener un lugar en mi corazón y por ese motivo tengo tantas ganas que se estrene Roadrunner, un documental sobre su vida.
  2. Un artículo de Adam Gopnik donde habla sobre cómo, al menos en algunos lugares del primer mundo, las ciudades están volviendo a la vida: “Lo que llamamos cultura es básicamente el acto de compartir aire con extraños”.
  3. ¿Se viene el boom de la minería de criptos en Argentina?
  4. Desconocía el Siwa Oasis en Egipto, pero ahora está en mi top 10 de lugares a los que quiero ir antes de morir.
  5. Esto o es una joda o está armado. De otra manera no me entra en la cabeza.
  6. La preciosa tipografía de los relojes.
  7. La Academia de Ciencias de California anunció los ganadores del BigPicture Natural World Photography Competition de 2021.
  8. Perspectiva: malabares desde arriba.
  9. En Wired entrevistaron a un ingeniero que explicó cuáles son los diferentes tipos de montañas rusas.
  10. Una oda a los menúes pequeños de los restaurantes: “La mejor manera de experimentar un restaurante, siempre sentí, es comiendo lo que quieren darme de comer. No quiero tomar decisiones. Quiero lo mejor”.
POEMA DE LA SEMANA

Síndrome

Todavía tengo casi todos mis dientes
casi todos mis cabellos y poquísimas canas
puedo hacer y deshacer el amor
trepar una escalera de dos en dos
y correr cuarenta metros detrás del ómnibus
o sea que no debería sentirme viejo
pero el grave problema es que antes
no me fijaba en estos detalles.

– Mario Benedetti

Outro

Hola, amiguite del bien, ¿cómo estás? Mi semana fue muy tranquila, que es decir un montón en esta época pandémica.

Lo que sí fue groso, que quizás viste que compartí en Twitter o Instagram, es que con Valen decidimos poner en pausa Idea Millonaria. Se debe sobre todo a que en todos estos años que hacemos el podcast nunca nos tomamos vacaciones. Nunca dejamos de grabar por más de dos semanas y creímos que era un buen momento para parar un poco, pensar el producto y volver con más fuerzas. Fue un momento vertiginoso, pero la comunidad de Idea Millonaria es tan, pero tan linda y sana que todas las personas que nos escribieron fue para darnos fuerza, para decirnos que merecíamos ese descanso y para tirar buena onda. Es precioso ver cómo la gente que está detrás de algo que haces es tan copada y te manda tan buena energía. De hecho hicieron un meme que todavía me da muchísima gracia.

Empecé Master of None. Me la recomendó Valen hace tiempo y muchas otras personas esta semana cuando en una story de Instagram dije que amaba a Tom, el personaje que interpreta Aziz Ansari en Parks & Rec. Solo vi dos episodios de Master of None, pero ya me cae super el protagonista y sus amigos weirdos.

Es hora de ir a jugar unos lolcitos.

Como siempre te digo, si de alguna manera querés ayudarme, podés aportar económicamente a observando, comprarme un cafecito o recomendar lo que hago en tus redes sociales para que más personas lleguen al newsletter y yo sea más feliz.

Gracias por estar del otro lado. Es un montón.

Axel

¿Querés modificar la manera en la que recibís observando?
Podes actualizar tus preferencias o desuscribirte.